Mi formación en biodanza ha sido un gran regalo para mi cuerpo y mi alma. 
Rolando Toro, el que le puso nombre a un sueño soñado por muchos, creó un sistema de expresión corporal y comunicación inducida por la música y la relación con los demás llamado biodanza. 
Han sido muchas horas, mañanas, tardes y noches, trabajando, danzando, aprendiendo a conocerme mejor a mí misma a través de mis movimientos, confiando en los demás, integrando la música y las dinámicas para avanzar un poquito más en mi camino de crecimiento personal.
Si tenéis la posibilidad de acudir a clases regulares no lo dudéis. Es una aventura hermosa ésta de poner el cuerpo en movimiento al ritmo de la música, integrando mente, cuerpo, espíritu y emoción, renovándose y enriqueciéndose a cada momento.
Un abrazo
Biodanza
¿Qué es?
Es un sistema de integración que autorregula y renueva el organismo, armoniza los instintos con el estilo de vida para promover la vitalidad, ayudándonos a desarrollarnos como seres humanos completos.
Por medio de la biodanza hacemos consciente lo inconsciente, nos encontramos con nosotros mismos y con los demás, de manera profunda, a través del continente afectivo que proporcionan las danzas y la música.
¿A quién va dirigido?
A cualquier persona que, independiente de su edad, estado físico o mental, desee avanzar en su crecimiento personal, estableciendo relaciones significativas consigo misma y con su entorno.
No son necesarios conocimientos musicales o de danza.
Líneas de vivencia
Vitalidad
Creatividad
Afectividad
Sexualidad
Transcendencia
Categorías de movimiento
Las categorías de movimiento van dirigidas a movilizar al cuerpo con movimientos integrados para desprendernos de todo aquello que no somos y acercarnos a nuestro verdadero ser.
Cuando hablamos de categorías de movimiento nos referimos a la agilidad, amplitud, armonía, coordinación, elasticidad, equilibrio, fluidez, etc.
Beneficios
Gran poder transformador, al despertar la consciencia, la conexión con uno mismo y con la totalidad. Vivimos el aquí y el ahora.
Potencia la salud física y mental al desarrollar la afectividad, enriqueciendo la comunicación y la calidad del contacto.
Mejora la movilidad y la vitalidad, ofreciendo gran motivación para vivir.
Desarrollo del curso. Las sesiones son semanales y duran aproximadamente una hora y media.
Nivel I
De octubre a diciembre.
Nivel II.
De enero a marzo.
Nivel III
De abril a junio.